Método Suzuki para el aprendizaje de un instrumento musical

miércoles, 25 de febrero de 2015

Cuando bichito juega, me encanta mirarla y observar lo que hace, las cosas que inventa, y trato de adivinar qué es lo que más le gusta para tratar de potenciar ese área. A Daniela, le encanta jugar a médicos, cantar, bailar, disfrazarse, inventar historias y tocar instrumentos musicales. 

Así que quizá de mayor quiera ser médico, bailarina, actriz, o destaque tocando algún instrumento musical.

Si a tus hijos también les gusta tocar algún instrumento musical, entonces te recomiendo leer este post de Maribel para que potencies esta habilidad siguiendo el método Suzuki.

Método Suzuki


El Método Suzuki, creado por el violinista y pedagogo japonés Shin'ichi Suzuki (1898-1998), está orientado principalmente a niños pero actualmente se han hecho adaptaciones para que los adultos también lo utilicen como herramienta para llegar a la misma finalidad, aprender a tocar un instrumento musical.

Sin'ichi Suzuki 
Suzuki basó el desarrollo de su método en la idea de que la habilidad musical no es un talento innato, sino una destreza que se puede entrenar.

Basándose en la idea de que cualquier niño aprende a hablar su lengua materna con facilidad, Suzuki aplicó estos principios básicos de la adquisición del lenguaje al aprendizaje de música, para desarrollar su método que se basa en estos puntos:

-Implicación de los padres: Cuando un niño aprende a hablar, los padres actúan eficazmente como profesores. A la hora de tocar un instrumento, los padres también deben actuar como "profesores".

Por ello, el método Suzuki recomienda a la madre o el padre asistir a las clases de música con el niño y que ambos practiquen diariamente en casa.

La madre o el padre aprenderán antes a tocar el instrumento, de esta forma el niño entenderá qué es lo que se espera de él.

-Comienzo temprano. Los primeros años son cruciales en el desarrollo de los procesos mentales y de coordinación muscular en el niño pequeño. Las capacidades auditivas de los niños están también en su apogeo durante los años de adquisición del lenguaje, por lo cual es el momento ideal para desarrollar la sensibilidad musical.

El escuchar música debe comenzar en el nacimiento y el entrenamiento formal puede comenzar a la edad de tres o cuatro años, aunque nunca es demasiado tarde para comenzar. 

-La escucha. Los padres pueden hacer que la música forme parte del ambiente del niño, asistiendo a conciertos, poniendo música clásica en casa, en el coche durante el trayecto al cole, a casa de los abuelos...

Esto permite a los niños absorber el lenguaje de la música al mismo tiempo que absorben los sonidos de su lengua materna. Al escuchar repetidamente las piezas que van a aprender, los niños se familiarizan con ellas y las aprenden fácilmente. 

-Repetición. Cuando los niños han aprendido una palabra no la dejan, sino que continúan utilizándola a la vez que agregan nuevas palabras a su vocabulario. De la misma manera, los estudiantes del método Suzuki repiten las piezas que aprenden, aplicando gradualmente las habilidades que van aprendiendo y aumentando mientras tanto también su repertorio.

-Animar y alentar al niño. Al igual que con el lenguaje, los esfuerzos del niño para aprender a tocar un instrumento se han de elogiar con sinceras palabras cariño y ánimo. Cada niño aprende a su propio ritmo, avanzando a pequeños pasos para poder dominar cada uno de ellos. Esto crea un buen ambiente entre el niño, el padre y el profesor.

-Aprender con otros niños. La música promueve interacciones sociales sanas, y la participación en lecciones de grupos y pequeños conciertos, además de sus propias lecciones individuales, motiva a los niños en gran medida. 

A los niños les gusta observar a otros niños en diversos niveles, así quieren llegar al nivel de los estudiantes más avanzados. También les sirve de motivación el hecho de que alumnos menos avanzdos, les vean también como referencia.



-Repertorio gradual. Los niños no practican ejercicios para aprender a hablar, sino que aprenden usando el lenguaje para comunicarse y expresarse. Con el método Suzuki, los niños aprenden conceptos y habilidades musicales en el contexto de la música, en vez de practicar ejercicios técnicos. El repertorio Suzuki para cada instrumento presenta, en una secuencia cuidadosamente ordenada, los componentes necesarios para el desarrollo técnico y musical.

- Posponer la lectura. A los niños no se les enseña a leer hasta que su capacidad para hablar ha quedado bien consolidada. De la misma manera, los alumnos del Método Suzuki deben alcanzar un nivel de destreza básico tocando su instrumento antes de que se les enseñe a leer música. Ésto permite al profesor y al estudiante centrarse en desarrollar una buena postura, un sonido bonito, una correcta afinación y fraseo musical. 


El punto más original y sobresaliente del método Suzuki es el trabajo con los padres, Suzuki propone una clase en la que aprenden padres e hijos, de forma que a la hora de estudiar en casa los hijos son apoyados por los padres, de la misma manera que los niños hacen cada tarde los deberes del cole.



TU TURNO: ¿Conocías este método? ¿En qué áreas destaca tu peque? ¿Qué te gustaría que fuera de mayor? A mí lo que más me gustaría es que mis hijas fueran felices.


Si te ha gustado el post de hoy, sería genial que lo compartieras en tus redes sociales! 

Y ya sabes que si no te quieres perder nada de Alrededor de Ana, puedes recibir mis entradas en tu mail suscribiendote al blog. Sólo tienes que pinchar en la imagen de abajo.


4 comentarios:

  1. No había oído hablar de este metodo pero me ha parecido la mar de interesante :) gracias por compartirlo
    Besos, Ángela

    ResponderEliminar
  2. Por si interesa, he visto en GooglePlay una aplicación para ver las partituras y escuchar las canciones para el método Suzuki de Violin. Se llama SUZUKI VIOLIN.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Comentarios como el tuyo son los que enriquecen el blog. Estoy segura que a mucha gente le va a interesar esa aplicación.

      Gracias por compartirlo.

      Eliminar

¡Me encantan tus comentarios! ♥Gracias por dejarlos♥